La técnica de la falsa siembra

La falsa siembra es un método muy útil y sencillo para el control de las especies adventicias en nuestro huerto.

Este método requiere una buena planificación antes de la siembra.

Unos 10 días antes de disponernos a realizar el cultivo, trabajaremos la tierra y la dejaremos como si fuésemos a cultivarla. Ahora necesitamos agua para ayudar en el proceso de germinación de las semillas de plantas adventicias. Es aconsejable hacer el preparado de la tierra si sabemos que se preveen lluvias, para así no tener que regar a mano.

Un vez hayan germinado las semillas y aparezcan las primeras plántulas, haremos una escarda para eliminarlas. Dejamos pasar 1 ó 2 días en los que haga sol, para así “quemar” las pequeñas plántulas que hemos escardado.


Ya podemos volver a preparar la tierra e iniciar nuestro cultivo.

De este modo nos habremos adelantado, y habremos acabado con un gran número de semillas de adventicias de una forma sencilla.

La falsa siembra se puede repetir las veces que desees antes del cultivo si tus parcelas son pequeñas.

Se aconseja realizar la falsa siembra en huertos nuevos, donde tendremos un numeroso banco de semillas de adventicias en nuestra tierra. Por el contrario, si tenemos un huerto trabajado durante años, el control sobre el banco de semillas será mayor, y la acción de la falsa siembra será menor.
También es aconsejable para cultivos de siembra directa como son las zanahorias o las chirivías, donde una rápida nascencia de las especies adventicias nos dificultaría la labor.

Aquí os dejo una comparación entre un bancal sin falsa siembra y otro en el que se realizó dos veces:

Imagen 3. Bancal sin falsa siembra.
Imagen 4. Bancal con falsa siembra.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.